Estás en Padre de mascota

¿Por qué mi perro llora cuando le tocó el cuello?

COMPARTIR |

¿Alguna vez has tratado de acariciar o abrazar a tu perro y te has llevado la sorpresa de que llora de dolor apenas rozas su cuello? El dolor de cuello en perros no suele ser uno de los malestares más comunes en una mascota, pero te sorprenderías de todas las causas que podrían ocasionarlo.

El malestar puede estar asociado a lesiones, mordeduras, trastornos articulares, enfermedades crónicas o ser una condición normal, especialmente si la mascota ya tiene cierta edad.

Aquí conocerás los síntomas de un perro con dolor o molestia en la zona cervical, qué lo causa y cómo prevenirlo con la ayuda de un suplemento especial como MV Dieta Prescripta Articular; el uso de suplementos vitamínicos que cuidan la salud de sus articulaciones, como OL Trans; o suplementos deliciosos, como Hip + Joint.

Síntomas del dolor de cuello en perros

Cuando se trata de un dolor o una molestia en el cuello de tu engreído, así como en la zona de la espalda, a veces el malestar no es tan simple de identificar.

Sí, desde luego que puede haber dolor, un cambio en la postura, cierta rigidez y la mascota podría quejarse, incluso cuando no la estás tocando, pero no es lo único que podría pasar en un perro que tiene dolor de cuello.

A continuación te ofreceremos una lista de todos los síntomas que podrías identificar ante un problema de este tipo. Ten en cuenta que muchos de ellos son compartidos con otras enfermedades, algunas de gravedad, por lo que los especialistas de Gabrica siempre recomiendan acudir al veterinario antes de hacer un diagnóstico en casa.

  • Lo primero que podrías notar es un cambio en la postura. Notarás una posición extraña, en algunos casos el animal podría ladear la cabeza.
  • La espalda puede lucir ligeramente arqueada hacia arriba, como si el perro no pudiera extender su cuerpo por completo.
  • En ciertos casos podrías notar traumas o lesiones en los alrededores del cuello o la columna.
  • El perro no está dispuesto a levantar la cabeza o a girarla. Hay síntomas de rigidez.
  • La mascota podría gemir si le tocas el cuello o la espalda, incluso si el contacto es muy suave.
  • Cuando el dolor es insoportable el perro se queda postrado, negándose a moverse.
  • Aparece una condición de debilidad, apatía y letargo.
  • Podría haber fiebre.
  • Inapetencia.
  • El animal podría lucir un poco tembloroso, negarse a caminar y presentar problemas de coordinación.

(Lee también: ¿Qué pasa si un perro tiene el hocico seco?)

¿Cuáles son las causas del dolor de cuello en los perros?

Como dijimos anteriormente, las causas del dolor de cuello en los perros son bastante variadas.

En algunos casos ayuda mucho prevenir con una dieta que cuide sus articulaciones, como la que ofrece la línea MV o mediante el uso de bocados palatables formulado con Glucosamina, como Hip + Joint, pero cuando se trata de problemas relacionados con lesiones, mordeduras o infecciones, hay que recurrir a otros cuidados y tu veterinario podrá suministrarte todos los consejos que necesitas.

Lesiones o mordeduras

Es una causa muy factible cuando tenemos a varias mascotas en casa y algunas de ellas tienen una conducta irritable o irascible o cuando nuestro perro ha tenido un altercado en la calle con otros canes, especialmente si se ha escapado de casa y ha estado lejos de la supervisión de sus amos.

En estos casos, a algunos de los síntomas ya mencionados anteriormente se le sumarán otros, como la presencia de lesiones visibles, como mordeduras, rosetones e inflamación. No olvides llevar a tu perro herido al veterinario. Algunas heridas de este tipo son severas y requieren de la intervención de un especialista.

Miositis en perros

Se encuentra en la lista de enfermedades que más problemas pueden causar a tu mascota, afectando seriamente la calidad de vida de tu engreído. Básicamente, la miositis en los perros se caracteriza por la inflamación progresiva de uno o varios músculos, especialmente en la zona de la pelvis, los hombros o el cuello.

La razón por la que esto ocurre muchas veces se debe a un esfuerzo físico, un movimiento involuntario durante el juego o es propio de la vejez.

Cuando es detectada a tiempo, la miositis puede ser tratada con éxito, por lo que la mascota estará en plenas condiciones en un par de semanas. De lo contrario, hay secuelas, que desde luego afectan la anatomía del músculo y la motricidad del perro.

Síndrome vestibular

Es el sistema vestibular el responsable de que tu perro mantenga el equilibrio, el control espacial y que los movimientos en él sean precisos y normales. Una alteración ocasionará que el perro no pueda enderezar la cabeza, una clara descoordinación en sus movimientos y la presencia de una torpeza severa, caracterizada por movimientos involuntarios y caídas.

La otitis, el moquillo o la meningoencefalitis, así como la lesión en los nervios cervicales, pueden ocasionar este trastorno.

Síndrome de Wobbler

Es una enfermedad que ataca principalmente la columna cervical, produciendo dolores muy agudos en la zona del cuello y los hombros. 

Al menos el 40% de los perros afectados con el síndrome de Wobbler mostrarán un gran dolor en la zona de su cuello, además de otros síntomas como un andar tambaleante, decaimiento y rigidez en muchos de sus movimientos. Suele afectar a perros de razas grandes, entre ellos el Dálmata o el Gran Danés.

Enfermedad de Lyme

La enfermedad de Lyme, que es la que se le atribuye a la picadura de la garrapata, se caracteriza por dolores en el cuello, espasmos musculares, fiebre y de por sí la mascota se muestra bastante irritable al tacto, por lo que reaccionará con incomodidad si el amo la acaricia.

Enfermedad discal cervical

Ocurre con frecuencia cuando el perro envejece y como su nombre mismo lo indica, se caracteriza por el desgaste de los discos cervicales, causando en la mascota mucho dolor, aullidos o quejidos frecuentes y repercutiendo en su calidad de vida.

El dolor en el cuello del perro causada por la enfermedad discal cervical se caracteriza por su gran sensibilidad, rigidez y por momentos la mascota se ve incapacitada para inclinar la cabeza y de este modo comer de su plato. También puede haber problemas al caminar debido a la espalda arqueada. 

¿Cómo cuidar los huesos y articulaciones de tu perro?

Como siempre, los especialistas de Gabrica aconsejamos adoptar una actitud preventiva ante la enfermedad, que no solo se caracteriza por una visita periódica al veterinario, también a tomar medidas a través de alternativas como la nutrición y el uso de suplementos vitamínicos que fortalezcan la salud de nuestras mascotas.

El suplemento MV Dieta Prescripta Articular, es perfecto para cuidar la salud de los perros que pueden presentar problemas en las articulaciones, como displasia de cadera, de codo u osteoporosis. Gracias a su fórmula enriquecida con antioxidantes y ácidos grasos naturales, es muy útil para ayudar a tu perro a mantenerse activo y saludable.

Ol Trans es un suplemento vitamínico que no solo está indicado para los problemas osteoarticulares, también combate la anemia, lo cual es esencial para las mascotas con problemas musculares, pues este tipo de enfermedades siempre van de la mano con el decaimiento y la inapetencia.

Otro importante aliado para el cuidado de tu engreído es OL Trans Flex Comprimidos Palatables, el cual se diferencia del primero no solo por su presentación como comprimidos palatables, también por su saludable efecto energizante. 

Y por último, pero no menos importante, si deseas cuidar la salud de tu perro y prevenir los problemas asociados a los dolores en el cuello y a otros trastornos músculo esqueléticos, así como daños causados a sus articulaciones, tienes la deliciosa alternativa de Hip + Joint Small Bites Pet Naturals, con glucosamina.

Recuerda consultar siempre con tu veterinario antes de suministrar a tu mascota cualquier medicamento y no olvides llevar a tu perro a consulta al menos una o dos veces al año.

(Lee tamabién: Displasia de cadera en perros: causas, síntomas y cómo tratarla)


Referencias bibliográficas:

Mascota Wiki (S/F). Dolor de cuello y espalda en los perros. Mascota Wiki. Recuperado de: https://mascotawiki.com/salud-perros/dolor-de-cuello-y-espalda-en-los-perros-2012

Ortocanis (2018). Miositis en perros: principales causas, síntomas y tratamiento. Ortocanis. Recuperado de: https://www.ortocanis.com/blog/miositis-en-perros-principales-causas-sintomas-y-tratamiento/

Carolina Ferreiro (2018). ¿Por qué mi perro no puede girar el cuello? Mundoperro. Recuperado de: https://www.mundoperro.net/dudas/por-que-mi-perro-no-puede-girar-el-cuello

María Besteiros (2019). Mi perro anda con la cabeza ladeada. Soy un perro. Recuperado de: https://soyunperro.com/perro-anda-cabeza-ladeada/

Alicia Lime (2018). El síndrome de Wobbler en perros. Topper Can. Recuperado de: https://toppercan.es/sindrome-wobbler/

Buscar Artículos


ARTÍCULOS MÁS VISITADOS

PRODUCTOS MÁS VISITADOS

¿Quieres recibir contenido exclusivo y los mejores consejos para el cuidado de tu mascota?